Turbante en India – Símbolo de Status

Abhilash Shekhawat By : Abhilash Shekhawat
Turbante en India – Símbolo de Status

Turbante en India – Símbolo de Status

El Turbante es el tocado Masculino clásico de la India, especialmente en Rajastán, donde funcionan como códigos de identidad. Sólo hay que saber leerlos.

SÍMBOLO DE STATUS: A los habitantes de Rajastán les gusta adornarse con todos los colores del arco iris y los de la imaginación; todos estos son creados por manos expertas de tejedores y bordadoras. Los tyrbantes no son una excepción. Se dice que el estilo y los colores cambian cado diecinueve kilómetros: un modelo nuevo para cada comunidad y para cada ocasión.

Se han catalogado al menos mil diferentes formas y tipos de turbantes, cada uno de los cuales denota la clase, la casta, la profesión y la región del propietario ( cuya identidad es especificada por los bigotes, también sometidos a rígidas reglas). Es inevitable quedar fascinados. Así al menos debió sentirse Aldous Huxley mientras escribía Todo el mundo es pueblo. jesting pilate: Diario de un viajero alrededor del mundo (crónica de un viaje realizado en junio de 1925): “Recuerdo que cerca de Jaipur los turbantes empezaron siendo pequeños y en su mayoría blancos, después se hicieron cada vez más grandes y cada vez más rojos, Hasta que en un momento determinado, que marcó el punto culminante, éstos, alcanzando una especie de apogeo grandilocuente, parecían enormes globos de muselina de color carmín, con pequeñas caras humanas casi insignificantes en medio de cada uno’’.

Basta cruzar Rajastán para comprender que el turbante no es sólo un tocado que protege del sol a quien lo lleva. Aparecer en público sin él es signo de pésima educación. La forma no es el único código a descifrar por el viajero: los indios prestan atención a la elección de los colores. Por ejemplo, ya se trate del clásico pasari , con 25 metros de largo y 20 centímetros de ancho, o del más común safa, de alrededor de 10 metros de largo y 1,5 metros de ancho, el azul oscuro, el marrón y el caqui representan luto en la familia; mientras que los tonos brillantes o el motivo chunri, con quntitos, indican que se ha celebrado un matrimonio o que ha habido un matrimonio o que ha habido un nacimiento en la familia.

Cada casta y cada pueblo tiene sus propios tintes, pero en general los blancos y rojos, llamados falguniya, están ligados a la primavera, mientras que los lahariya así llamados por el procedimiento de tinte y enrollado, que crea como olas estilizadas que recuerdan al agua se llevan en la época de un aolo tono, mientras que las élites usan telas polocromas, decoradas con la técnica del estampado. ¿Cuáles son los colores más clásicos? No cambian nunca: el rojo brillante, el amarillo encendido, el verde intenso y el naranja vivo, entrelazados, a ser posible, con hilos de oro y plata.

Se llame pencha, sela, pachrangi (con cinco colores diferentes) o jari (de seda), esta moda es un arte. Cada región de Rajastán se siente orgullose de su turbante. En Jodhpur presumen de sus safe, redondeados; en Jaipur se enorgullecen de sus pagari, más angulosos, mientras que en Udaipur visten unos modelos planos. En la corte de los marajás trabajaban verdaderos especialistas, los pagriband, dedicados a ‘envolver’ con esmero y originalidad las poderosas cabezas reales. Todavía hoy, a pesar del orgullo de los rajastaníes por su habilidad en colocarse el turbante, muchas tiendas disponen de un ‘peluquero de telaá